Publicidad
Publicidad - Gana un Home Cinema con DVD con tubotica y Canalmail
Carta Abierta

Tengo una hermana con síndrome de Down y es la persona más querida y apreciada en casa. Me produjo muchísimo dolor el tener que oir tan cruel noticia de que un grupo de alumnos (si se le puede llamar alumnos) abusaron de una menor con tal sindrome y encima alardearon de tales abusos colgandolo en internet.

Solo de pensar que eso le hubiera pasado a mi hermana, ya me imagino por lo que estará pasando la familia de esa criatura, sin dejar de pensar en el sufrimiento de la niña. No me entra en la cabeza como pueden abusar de una persona que quizás no posea los medios justos para poder defenderse. Es una muy buena pregunta el debatir de quien es la culpa si de los padres o de los niños. En mi opinión, considero que la madre del alumno que dio el chivatazo demostró tener una clase envidiable al denunciar a su propio hijo en el instituto de tal humillación.

Para todas aquellas personas que deseen tener más información sobre los niños con síndrome de Down, quiero animarles a que se hagan voluntarios o que colaboren en las distintas asociaciones que existen en España. Yo soy voluntaria en Aspanri, cuyas sedes se encuentran en Sevilla Este y en Santa Justa. Salimos todos los fines de semanas, bien sea al parque, al cine o a la discoteca y lo pasamos bastante bien.

Es muy gratificante todo lo que estos niños te aportan y lo agradecidos que están de que siempre se les eche una mano día a día para conseguir su completa INTEGRACIÓN.

Gema Gastalver Romero
22/02/2006