Publicidad


Consejos para la futura Mamá VII volver

Imprimir Enviar a un amigo

10. Los Pañales


El principal objetivo de un pañal es mantener seco el culito del niño para reducir el riesgo de irritaciones y rojeces, y en cuyo diseño toman importancia los siguientes elementos:

* Barreras antifugas. De disposición lateral y ajustes entrepierna mediante elásticos que reducen sensiblemente el riesgo de fugas.

* Cierres multiusos. Son adhesivos químicos o mecánicos que permiten pegar y despegar el cierre varias veces hasta conseguir un perfecto ajuste del pañal en el cuerpo del niño, sin que para ello interfieran las cremas, pomadas o lociones utilizadas para el cuidado del culito del bebé.

* Cobertura exterior impermeable del pañal. Difieren en el aspecto (tacto de algodón, seda, etc.) como en el diseño (dibujos y colores) de la misma.

* Cintura elástica. Proporciona un mejor ajuste tanto a la espalda como a la barriga del bebé, a la vez que impide que la movilidad del niño deslice el pañal por las caderas o lateralmente provocando fugas.

* Tejido interior suave y aislante de la humedad. Mantiene seca la piel del niño.

Los criterios de clasificación son la disposición del núcleo de celulosa (pañales para niños/niñas o unisex) y el peso del bebé (ver tabla) 

Denominaciones Habituales

Peso (Kg)

Talla pequeña/recién nacido

3-6

Talla media/acostado

4-10

Talla grande/gateando

9-15

Talla extra grande/andando 1/super

13-18/20

Talla junior/andando 2

15/18-25/28

Noche

10-20

Clasificación de los pañales en función del peso del niño

11. Los Polvos Infantiles

Tienen como misión secar, proteger y reducir la fricción de la piel del bebé. Son combinaciones pulverulentas de talco con otros productos. Con su aplicación se busca un efecto lubricante, suavizante, protector, emoliente, calmante y epitelizante.

El principal inconveniente que comporta su uso son los riesgos derivados de una inhalación accidental, por lo que hoy en día ya existen en formulaciones líquidas.

12. El Aceite

Actúan como agentes limpiadores y protectores, formando además una película que protege a la piel frente a la humedad o la fricción.

13. Las Emulsiones y Leches Corporales

Su objetivo se centra en proporcionar a la piel del bebé la emoliencia, hidratación y protección necesarias para recuperar y conservar en óptimas condiciones el manto hidrolipídico de la piel.

Se recomienda su uso tras el baño del bebé.

14. Las Cremas Protectoras

Tienen un elevado contenido lipídico, lo que permite la formación de una capa aislante sobre la piel tratada que la protege frente a las distintas agresiones externas.

15. Los Jabones Líquidos y Champús

Son preparados hipoalergénicos, poco agresivos y con un bajo poder irritante, pero a la vez capaces de eliminar la suciedad acumulada sobre la piel y cabello infantil.

16. Las Toallitas Húmedas

Se utilizan para limpiar la piel del bebé, ya sea durante los cambios de pañal o en el que hacer diario. Tienen que ser suaves, refrescantes, resistentes y cómodas. Su modo de actuación se basa en la impregnación sobre un tejido de celulosa y/o de fibras textiles de una serie de compuestos con las siguientes funciones: Humectante, emoliente, emulsificante y tensioactiva, antiirritante y antiséptica.

Suelen incorporar disolventes, agentes conservantes y reguladores del pH, y la mayoría de ellas se hallan libres de alcohol, característica ésta que potencia sus propiedades dermoprotectoras.

17. La Dermatitis del Pañal

Es una afección aguda inflamatoria que aparece tras la maceración de la piel del culito del niño con las heces y orina.

La intensidad de sus manifestaciones clínicas es muy variable, pudiendo ir desde una reacción eritematógena leve hasta lesiones nodulares, vesiculares y pustulosas. Sobre el bebé produce sensación de picor, ardor e inquietud generalizada.

Para evitar la aparición se deben renovar frecuentemente los pañales y realizar un lavado exhaustivo de la zona en cada cambio. (Para la prevención y curación en su farmacia pida la fórmula magistral "Pasta Lassar", aunque también existe una amplia gama de cremas protectoras indicadas para el tratamiento de esta afección, y NUNCA deben utilizarse cremas con corticoides o antibióticos, a no ser que sea bajo prescripción facultativa).

Fecha última Inserción/Actualización: 17/04/2013

Tu Farmacéutico te aconseja, pregúntale cualquier duda